Cursos de idiomas para la MUD

784 Lenguaje de señas

Eddie Ramírez, 28/06/2013

Por fin tengo algo que agradecerle al totalitarismo Siglo XXI. Después de más de diez años de trabajar sin devengar ingresos, identifiqué un importante nicho que debe resolver mi problema y el de algunos compañeros de Gente del Petróleo.

No piensen que estoy negociando con los rojos la reventa, con el tradicional sobreprecio, de los 18 aviones que compramos y que ya no podemos usar porque el perverso José Vicente y el Ilegítimo delataron el bien planificado complot. Se trata de un negocio muy lucrativo, mientras no se entere Samán, que tiene un amplio mercado cautivo: Cursos de idiomas poco conocidos para que los políticos de la alternativa democrática puedan comunicarse sin que el régimen viole la privacidad de las conversaciones.

Ciertamente es un negocio no sustentable, ya que pronto recuperemos la democracia, pero algo es algo.

Ofrecemos varios cursos y su costo depende del grado de seguridad de los mismos. Algo así como los antivirus de las computadoras, que mientras más baratos son más vulnerables.

Para los políticos que están pelando, por cierto la mayoría, ofrecemos los cursos de “Lengua por señas” y de “Lectura de labios”, que como sabemos es uno de los que utilizan nuestros compatriotas que padecen de sordera. Es a prueba de grabaciones de sonido, pero vulnerable a los videos. Tienen también la desventaja de que el régimen dispone de varios expertos en estas “lenguas”.

Para quienes requieren mayor seguridad ofrecemos el curso de lenguas de los grupos chino-tibetanos y birmanos, como Mia-yao y Kuki-chin-nage. Garantizamos que en Venezuela los rojos no tienen intérpretes. El riesgo es que con las estrechas relaciones que tienen los revolucionarios con China, intercambien unos cuantos tibetanos por barriles de petróleo. Pero como eso lleva tiempo, garantizamos el producto por tres meses, después de lo cual hay que cambiar de lengua como hacemos con las odiosas contraseñas de los correos electrónicos y las bancarias.

La joya de la corona es nuestra oferta de una lengua conocida como Koro, que no es de Corea ni del Estado Falcón, sino de una remota aldea de la India. Está a punto de desaparecer ya que solo la hablan unos pocos nonagenarios. Como estos viejitos no pueden correr el riesgo de un largo viaje en avión, ya que no tienen la vitalidad de nuestros amigos Pompeyo, Tejera y Zamora Conde, este producto es de máxima seguridad. Ya María Corina y el distinguido historiador Carrera Damas contrataron el curso y para ellos lo daremos gratis como promoción y agradecimiento por sus aportes a la democracia.

Nos da vergüenza tener que hacer negocio aprovechando la violación de un derecho humano fundamental como es la privacidad. Más avergonzados deberían estar Jorge Rodríguez y Ernesto Villegas por esa ilegal grabación que todos debemos condenar, pero ellos no tienen escrúpulos.

Todos a marchar en defensa de la autonomía universitaria ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hotmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: